POSTUROLOGIA

Cuando sentimos un dolor en la rodilla, a menudo, pensamos que tenemos un problema en la rodilla. Ésto es en parte cierto y en parte no.  Las tensiones o lesiones de una parte del cuerpo pueden hacer que otros músculos o zonas del cuerpo modifiquen su comportamiento y se acomoden para que tengamos menos dolor o mantengamos la función, lo que todos conocemos como compensaciones.

La posturología y las cadenas musculares son las ciencias que se dedican a estudiar este tipo de compensaciones y nos enseñan a diagnosticar si una lesión es origen o consecuencia. Algo importantísimo, ya que si ese dolor de rodilla es la consecuencia de una falta de fuerza por ejemplo en la pelvis podemos tratar la rodilla durante años pero si no fortalecemos la pelvis nunca conseguiremos acabar con el dolor de rodilla. Este es el caso de muchas de las lesiones recurrentes o bien de aquellas que se cronifican.